martes, 23 de febrero de 2010

“HiTtv opera dentro de la legalidad…”

…fue lo primero inteligible que escuché recién me despertaba de una siesta ad ovum, bullshit.

¿Qué significa eso? Eso en ningún punto eso compromete a las corporaciones y empresas privadas con nada, ni nadie, tampoco las convierte en entidades cívicas; ni siquiera las hace poco menos abusivas de lo que son. Me dirán ‘…las leyes así están hechas, el que la mayoría del pueblo mexicano las ignore, es su problema…’. Perdón, pero ¿por qué tendrían -tendríamos- que conocerlas? Se supone que las leyes son para protegernos y cuidarnos a nosotros, los ciudadanos, no a las empresas sin cara –o con cara de imbécil burgués-.

Las leyes protegen siempre al que más tiene o al que hace las leyes, los demás siempre serán tomados como una manada de ignaros salvajes que sólo deben obedecer… Y sí, me queda claro, la mayor parte del tiempo se comportan así, pero ¿quién puede cambiar primero? La pregunta correcta sería más bien:
¿A quién le interesa cambiar primero?
Meh... no importa.

Vean cómo es que lo burlan a uno aquí.